//
estás leyendo...
Cine, Clásicos de Hoy

Clasicos de Hoy – El Luchador

Clásicos del cine contemporáneopor Rafael Ramos Macias.

The Wrestler - El Luchador - PosterDirección: Darren Aronofsky.
País: USA.
Año: 2008.
Duración: 105 min.
Género: Drama.
Interpretes: Mickey Rourke (Randy Robinson), Marisa Tomei (Cassidy), Evan Rachel Wood (Stephanie Robinson), Mark Margolis (Lenny), Todd Barry (Wayne), Ernest Miller (“El Ayatollah”), Judah Friedlander (Scott).
Guión: Robert Siegel.
Producción: Darren Aronofsky y Scott Franklin.
Música: Clint Mansell.
Fotografía: Maryse Alberti.
Montaje: Andrew Weisblum.
Diseño de producción: Tim Grimes.
Vestuario: Amy Westcott.
Estreno en USA: 17 Diciembre 2008.
Estreno en España: 20 Febrero 2009.

Las Miserias de Superman

Norteamérica siempre evoca patriotismo, superación, coraje y esfuerzo en su discurso cinematográfico e histórico. Los Estados Unidos de Norteamérica han alimentado, para con occidente, una visión de ellos mismos donde se ensalzaban hasta limites insospechados sus virtudes mientras que su humanidad mas llana y terrenal quedaba escondida o era mostrada como la critica desdibujada de un autor con ínfulas de enfant terrible” que ansiaba notoriedad al precio de poner en jaque la imagen oficial que la nación transmitía.

Pero cuando aquella Norteamérica de sombrero y casas ajardinadas de vallas blancas se fue convirtiendo generación tras generación en la patria de las camisetas negras y de la suspicacia a la carta, el mensaje de la miseria afloro hasta convertir a las grandes historias de ímpetu y superación en una mera anotación a pie de página en el diario del desencanto estatal.

El Luchador de Darren Aronofsky es un excelente ejemplo de despiadado desengaño y cruda sinceridad que muestra la realidad del súper héroe una vez los focos dejan de alumbrarle. La metáfora de una nación hundida y deprimida que lucha por volver a su antigua gloria late con fuerza durante toda la cinta gracias a la excelente interpretación de Mickey Rourke, actor que vio como dicha sensación ahogaba su propia carrera durante años, en la piel de la vieja gloria del cuadrilátero Randy “The Ram” Robinson un veterano luchador que intenta rehacer su vida personal justo en el momento en que su carrera profesional casi le cuesta su propia existencia.

Alejándose de la, ya, clásica historia del perdedor que se alza y conquista la cumbre más alta, la película nos presenta al héroe derrotado que subsiste gracias a los laureles ganados en el pasado y al cual su propia humanidad le hace quedar estancado en un mundo gris y duro como el hormigón. Un Dios que al descubrir su humanidad no consigue volver a ocultarla perdiendo así su condición divina es el mensaje asfixiante, que el director transmite por medio de este descorazonador relato repleto de pequeños triunfos y constantes derrotas.

Poblado de escenas tan brutalmente sinceras que estremecen al espectador, Rourke nos regala una actuación majestuosa en la que hace las veces de cicerone para llevarnos más allá de las fronteras de su personaje y mostrarnos una Norteamérica  de conversión granulada y fría como el noreste. Y es precisamente su interpretación, castigada por una academia esclava de la corrección política, y la de la sensacional Marisa Tomey la que hacen especial esta cinta, ya que la realidad transmitida es tan palpable que las sensaciones de los personajes son heredadas en mayor o menor medida por los espectadores. Estas emociones coronan un drama intenso que arranca con el frenesí habitual de otro tipo de producciones de ambientación deportiva y que termina instalándose en una tensa y agridulce calma hasta el desenlace, permitiendo disfrutar al público del excelso conjunto que supone la obra.

La interpretación de Evan Rachel Wood, como la hija del protagonista,  merece una mención especial  por lo acertada que supone la aflicción transmitida por su personaje en los breves instantes que esta en pantalla. El abanico de sensaciones que maneja la joven actriz en sus escenas comparte matices cromáticos con la sensacional fotografía del film y transcurre en un lento mar en calma de congoja que hiela la sangre por la humanidad que transmite su discurso.

Bella y sincera son los mejores adjetivos que describen a este libro de múltiples lecturas acusado de plagio por críticos sin escrúpulos que solo quieren ver a Rourke donde en primer lugar esta una interpretación colosal y en segundo una nación orgullosa y herida que se niega a olvidar su pasado.

Un filme que supone una catarsis para la imaginación pero que a su vez esta cargada del tesón de aquellos que ante la adversidad nunca se rindieron y lucharon hasta el siempre inevitable final.

mickey-rourke-the-wrestler-cincodays

contacto@cincodays.com

Síguenos en Facebook:

https://www.facebook.com/Cincodays/

Síguenos en Twitter:

@Cincodayscom

Anuncios

Comentarios

4 comentarios en “Clasicos de Hoy – El Luchador

  1. Peliculón. No me atrevia yo a verla pensando que no me iba a gustar. Leí tú crítica y me animé. Mil gracias!! Me encanta esta sección.

    Me gusta

    Publicado por Felisa | diciembre 7, 2012, 7:46 pm

Trackbacks/Pingbacks

  1. Pingback: Me Gusta el Cine de Acción – Dos duros sobre ruedas | Cincodays.com - septiembre 1, 2014

  2. Pingback: Lo que he visto esta semana – Birdman (o la inesperada virtud de la ignorancia) | Cincodays.com - enero 26, 2015

  3. Pingback: Wrestling History Bites – Johnny Rodz | Cincodays.com - diciembre 1, 2017

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Archivo

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: